Cascada de la senda de los monjes

Cascada de la senda de los monjes

martes, 5 de octubre de 2010

DOMINGO LLUVIOSO



                    ROMERÍA DE LOS REMEDIOS EN OTERO DE SANABRIA

El domingo pasado amaneció con lluvia y viento así que la romería de la Virgen de los Remedios se deslució completamente, las gentes si acudieron a la misa aunque en menor cantidad de la habiyual pero los puestos los tuvieron que quitar porque no podían mantenerse, excepto los de los churros que aguantaron como mejor pudieron. Eso sí, estropeó la romería el tiempo pero dejó un rastro de día otoñal, con lluvia abundante.
Yo disfruté viendo y oyendo llover mezclado con rachas de viento. Me gusta el otoño, me parece una nueva resurrección y una nueva primavera.

                                                                  SAMPIL
                                                       

                                                    VISTA DE OTERO DE SANABRIA


                                                            LAGO DE SANABRIA

6 comentarios:

  1. Aunque la fiesta estubo pasada por agua las fotos lucen de lo mas, me encantan los dias así, aunque un día como ese bien se merecia un dia de sol y luz.

    Un saludo valverde

    ResponderEliminar
  2. ¡Le echaste valor! Yo tenía pensado acercarme a los Remedios, pero la tempestad me desanimó mucho. Por la tarde icluso las cosas se pusieron feas. Sí, el Otoño coge fuerza.
    Abrazos

    ResponderEliminar
  3. PARA XIBELUISS:
    Dime lo de la tarde, que nos fuimos para Zamora y nos pilló el temporal durante todo el camino y lo pasamos muy mal porque era tal la cortina de agua que nos tuvimos que parar en Ferreras de Abajo para luego continuar el viaje en caravana.

    ResponderEliminar
  4. PARA ARENA:
    Desde luego que las fotos son más bonitas así, aunque también es verdad que a los sanabreses se les estropeó el día.

    ResponderEliminar
  5. Hoy he vuelto a releer la leyenda "El Lago de Sanabria" (del libro "Leyendas zamoranas", de Concha Ventura Crespo y Florian Ferrero Ferrero).
    "Valverde de Lucerna- o Villaverde, que era como conocían el lugar los vecinos de sus contornos- era un pequeño pueblo situado a orillas del río Tera, en las inmediaciones del monte Suspiazo, donde la Sierra de la Cabrera se vuelve más abrupta y alcanza mayor altitud..."
    (Es la versión más completa que conozco, dice mucho del carácter y la vida sanabresa)
    He ido a Sanabria en primavera y en verano, pero estoy deseando ir en otoño, que tú tan acertadamente defines como una resurrección.(En muchos aspectos)
    (Y además habrá menos gente!)
    Aunque haya que torear chubascos y vendavales!
    Un beso a la tierra.

    ResponderEliminar
  6. Gracias TRANSI por tu intervención. Existe un libro de Luis Cortés Vázquez que cuenta la leyenda y habla de Villaverde de Lucerna y esta dedicado el libro a romances, cuentos ... escritos en la lengua que se hablaba antes. Resulta curiosa e interesante su lectura. Sobre el otoño decir que también luce el sol y puede haber días luminosos que permiten ver la variedad de colores de los árboles, amarillos, rojos así además con un poco de suerte tropezarse con alguna seta gracias a los chubascos precisamente.
    Un saludo.

    ResponderEliminar